Home OCIO Show SHAKIRA Y COLDPLAY UNEN SU VOZ POR UN MUNDO MÁS JUSTO

SHAKIRA Y COLDPLAY UNEN SU VOZ POR UN MUNDO MÁS JUSTO

576
SHARE

Por María Prieto (dpa)

Hamburgo, 7 jul (dpa) – Con un video que pedía un mayor compromiso en la erradicación de la pobreza comenzó en Hamburgo el jueves por la noche el concierto solidario en el que estrellas del panorama internacional como Coldplay o Shakira alzaron la voz por un mundo más justo a tan solo unas horas de que comience en la ciudad alemana la cumbre del G20.

Miles de fans congregados en el Barclaycard Arena corearon al unísono la cuenta atrás para el inicio de un espectáculo que, con puntualidad británica, dio la bienvenida al escenario a un cartel de lujo en el que además de cantantes alemanes famosos figuraban la compositora británica Ellie Goulding, la polifácetica Demi Lovato y el ganador de siete premios Grammy Pharrell Williams.

El alcalde de la ciudad del Elba, el socialdemócrata Olaf Scholz, fue el encargado de abrir el concierto animando a todos los presentes a sumarse a proyectos solidarios que contribuyen a cambiar el mundo. No fue, sin embargo, el único político que durante la noche compartió micrófono con los cantantes.

Al escenario también se subieron el presidente argentino, Mauricio Macri y, hasta en dos ocasiones, el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, quienes participan en la cumbre de dos días del G20 que mañana comienza en Hamburgo.

“Nada es más importante para el futuro que la educación. Tenemos que educar a nuestros niños para profesiones que todavía no existen”, subrayó el dirigente sudamericano.

“Quiero invitarlos a todos a la próxima cumbre del G20 en Buenos Aires y, con respeto, les digo a los alemanes que la próxima Copa del Mundo de fútbol será para Argentina”, agregó el mandatario prometiendo que en 2018, como anfitrión del Grupo de los Veinte en Buenos Aires, volverá a subirse al escenario para bailar y cantar con Shakira.

“Es un placer representar a Canadá para luchar por un mundo más justo y más igualitario. La lucha por la justicia y la igualdad comienza con mujeres y niñas empoderadas. Dando las mismas oportunidades, las mujeres y las niñas pueden cambiar el mundo”, destacó por su parte el primer ministro Trudeau ante la emocionada multitud.

“Este es uno de los mensajes que traigo a la cumbre de líderes del G20”, agregó el mandatario canadiense para a continuación presentar a Coldplay, demostrando que es todo un “showman”.

La banda británica conquistó desde el primer minuto a un público entregado que supo apreciar los esfuerzos del vocalista Chris Martin, quien se atrevió a cantar en español acompañado por Shakira.

“Necesitamos invertir más en en educación para romper el círculo de la pobreza en el que están atrapados millones y millones de personas”, recalcó la artista colombiana Shakira al final del evento.

“El poder de generar el cambio no recae solo en las manos de unos pocos. El cambio se logra persona a persona, una voz se convierte en muchas y estas muchas se convierten en una masa. Todos tenemos que pedirles a nuestros líderes del G20 que no queremos nada más que todos los niños tengan una educación”, insistió la artista de Barranquilla.

El concierto, organizado por la plataforma “Global Citizen” (ciudadanos globales), persigue que los mandatarios internacionales más influyentes, reunidos en Hamburgo con motivo de la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno del G20, trabajen para sacar de la pobreza “a los más pobres de los pobres” y conviertan sus promesas en realidad.

La organización “Global Citizen”, con sede en Nueva York, persigue desde 2012 que los mandatarios internacionales más influyentes se comprometan y trabajen en la lucha contra la pobreza, convirtiendo sus promesas políticas en realidad.

El concierto, celebrado en el Barclaycard Arena de la ciudad portuaria, era de carácter gratuito pero para conseguir una de las miles de entradas era necesario haberse comprometido de forma previa en iniciativas llevadas a cabo por “Global Citizen”.

Entre ellas, el envío de emails, la publicación de mensajes en redes sociales, la firma de peticiones o la participación en una campaña iniciada que llamaba a las élites gobernantes a poner en marcha medidas concretas que sirvan para alcanzar los objetivos de desarrollo sostenible, particularmente en áreas de educación, salud y desarrollo así como para hacer frente a la crisis mundial de refugiados.

Desde su fundación, el activismo de “Global Citizen”, según datos facilitados por la propia organización, ha servido para cerrar un total de 130 compromisos y anuncios por parte de mandatarios internacionales, entre ellos también la puesta a disposición de una ayuda financiera por valor de 30.000 millones de dólares (26.000 millones de euros) que está previsto que pueda redundar en el beneficio de mil millones de personas.