ARCHIVO - La capilla de San BartolomÈ, ubicada en el parque nacional de Kˆnigssee, reflejada en el agua. Foto: Lino Mirgeler/dpa

La administración del Parque Nacional de Berchtesgaden, en el estado federado de Baviera, está considerando prohibir el acceso a la cascada de Königsfall debido a la gran cantidad de “cazadores de fotos” que dañan la naturaleza del lugar, según publicó hoy el diario “Augsburger Allgemeine”.

La cascada es un motivo fotográfico popular para los medios sociales como Instagram y, según alegan los expertos, esta situación daña enormemente la vegetación.

“Los ‘paparazzi’ dejan basura en muchos lugares y sobrevuelan con drones las áreas protegidas. Algunos incluso encienden fogatas o acampan allí”, lo que está estrictamente prohibido en el parque nacional, señaló Sepp Wurm, director de medios sociales de la Asociación de Turismo de Berchtesgaden.

“En el pasado, solo se podía llegar a la cascada por un pequeño camino, hoy en día hay muchos senderos”, comentó el experto, quien resaltó que la administración está considerando incluso la posibilidad de prohibir la entrada al parque.

“Después de tantos problemas este verano (boreal), el acceso al área alrededor de la llamada ‘Natural Infinity Pool’ (piscina infinita natural) del lago Königssee será probablemente prohibido por razones de conservación de la naturaleza”, adelantó Wurm.

MÁS NOTICIAS EN BRUNOTICIAS