Home BAJÍO LA PIEDAD NIÑOS CON MAMÁ O PAPÁ SOLO TIENEN 3 VECES MÁS PROBABILIDADES DE...

NIÑOS CON MAMÁ O PAPÁ SOLO TIENEN 3 VECES MÁS PROBABILIDADES DE SER POBRES: OCDE

657
SHARE
Los hijos de madres solteras es más probable que vivan en situación de pobreza.
  • 39 por ciento de estos niños, en países de la OCDE son pobres, una cifra que creció 4 por ciento en siete años.

La Piedad, Michoacán. 17 de octubre de 2018.- La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) dio a conocer un informe sobre la pobreza infantil en conmemoración del Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza, que es este 17 de octubre.

Los niños de familias monoparentales constituyen un porcentaje creciente de niños pobres:  39% en 2014 en promedio en la OCDE, más de 4 puntos porcentuales que en 2007. Las personas que viven en familias monoparentales tienen casi el triple de probabilidades de ser pobres, que los de familias biparentales, en promedio en la OCDE. Pero los niños con dos padres tampoco están exentos.   Por ejemplo, el ingreso de niños en familias biparentales en el último cuarto de la distribución del ingreso disminuyó en diez países, entre ellos Grecia, Irlanda, Hungría, el Reino Unido y España.

El reporte encuentra que la pobreza infantil ha aumentado en casi dos terceras partes de los países de la OCDE desde 2017. En 5.4 puntos porcentuales, el aumento entre 2007 y 2015-2016 fue mayor en la República Eslovaca, mientras que países tan diferentes como Francia, Hungría, Grecia, Italia, Lituania y Suecia también han visto cómo aumentaron las tasas de pobreza en dos puntos porcentuales o más durante el mismo periodo.

En la actualidad, casi uno de cada siete niños, en promedio, viven en la pobreza en la OCDE; y a menudo enfrentan mayores riesgos de pobreza que otros grupos demográficos.  Las tasas son especialmente altas en Chile, Israel, España, Turquía y Estados Unidos, donde más de uno de cada cinco niños viven en la pobreza de ingresos.  Esto es casi siete veces mayor que la tasa de Dinamarca.

Para solucionar este problema, el informe señala que puede lograrse una reducción importante en la pobreza infantil mediante una mejor cobertura y dirigiendo los beneficios a los niños. Entre las otras recomendaciones se incluye hacer que el trabajo sea ventajoso para ambos padres y garantice que los sistemas fiscales y de prestaciones proporcionen a las familias en pareja —en la que ambos tienen un salario— incentivos financieros igualmente sólidos para trabajar, a fin de estimular el empleo de los padres y proteger de manera duradera a los niños contra la pobreza.  También es importante aumentar el acceso a servicios asequibles de guardería de tiempo completo después de la licencia o incapacidad por maternidad para que los padres de bajos ingresos puedan conservar el empleo y trabajar jornada completa.