Brenda Orozco, abogada, geek, lectora, cinéfila, opinadora en Brunoticias.

“Twitter te hace creer que eres sabio. Instagram que eres fotógrafo y Facebook que tienes amigos. El despertar va a ser duro.”

Jean François Leray

Hoy hablaremos de Instagram, la red social para compartir fotos y videos, menospreciada por muchos y refugio para otros tantos. Cuando fue lanzada en la Apple App Store en 2010, pocos se imaginaron el crecimiento que alcanzaría.

Hipstagram (como le llaman algunos) comparte en promedio 70 millones de fotos al día, de acuerdo al sitio roosterinteractive.mx. Según una medición de esta agencia, en septiembre de 2015 contaba con 300 millones de usuarios activos mensualmente y cuenta con un engagement 15 veces mayor al que puedes alcanzar en Facebook. Esto quiere decir que esta red social es uno de los mejores medios digitales para el lanzamiento de campañas publicitarias, no por nada es la favorita de marcas de moda.  En el imaginario colectivo, Facebook es la red de redes, pero va en picada. Forbes  la ubicó en tercer lugar en 2015 con un crecimiento de 46% anual, mientras que FB decreció en un 2%.

Después de esta numeralia nos preguntamos ¿De qué va Instagram y por qué es tan popular? Es una aplicación gratuita para contenido audiovisual, con numerosos filtros y que puedes compartir, ya sea ahí mismo o en otras redes sociales. La inspiración de esta app son las cámaras polaroid y las instamatic, lo que les da una apariencia vintage (por ello las imágenes son cuadradas). Tu cuenta puede ser pública o privada; en este caso, cuando alguien te envíe solicitud decidirás si lo apruebas y puede ver tus fotos. La mayoría de figuras públicas (actores, deportistas, modelos) cuentan con perfiles públicos y compiten entre sí por seguidores y corazones equivalentes a likes.

Instagram tiene 40 filtros y permite grabar 60 segundos de video. Hay una moda, bastante tonta a mi parecer, de bautizar a los niños con nombres de filtros como Earlybird o Amaro (WTF!)  Subir una foto puede resultar sencillo, pero lo divertido en Instagram es editarla con efectos que le dan un toque diferente, muy personalizado y especial. Además puedes retocar el contraste, usar bordes divertidos y difuminar alguna parte de la imagen.

¿Recuerdan que habíamos hablado de los hashtags o etiquetas? En Instagram son muy útiles para clasificar nuestras fotos y se sumen a las tendencias. Cuando otro usuario, en cualquier parte del mundo, busque una etiqueta que has usado, podrá ver tus fotos, lo cual me parece bastante genial, porque compartes experiencias y un poco de ti en todo el mundo. Como ejemplos podría citar #friends, #canon o #naturaleza, entre muchas otras. Si quieres conseguir más seguidores, te sugiero usar etiquetas populares, siendo recomendable de 1 a 6, no abuses.  Evita los hashtags demasiado largos como #loamoinmensamenteyeslomejorquemehapasadoenlavida

Si aún no usas Instagram te lo recomiendo ampliamente, puedes iniciar descargando la app (Es compatible con Android o iOs), crear una cuenta con tu nombre de usuario y redactar una pequeña bio que te identifique. Para inspirarte puedes explorar usuarios según tu interés y ponerte creativo.

Postdata

Para aquellos que planean campañas digitales basados sólo en Facebook, deberían darse una vuelta por otras redes sociales populares y conocerlas, pero más que eso conocer al que está detrás del monitor, ese es el verdadero engagement.